Carlos Rodríguez (Ineos) NO correrá la Vuelta a España 2023

Es un secreto a voces, pero la ruta de Carlos Rodríguez, la mayor de las estrellas emergentes del Tour de Francia finalizado hace escasas fechas, no tiene prevista una parada en la Vuelta a España en su calendario de 2023. A sus 22 años, el ciclista español y ex campeón de España ya ha tenido suficiente con una gran vuelta, en la que además finalizó visiblemente cansado tras una intensa lucha por el podio que sostuvo hasta los últimos días de la competición.

Su ausencia de la ronda española será junto a la de Tadej Pogačar la más importante y prácticamente la única entre los candidatos a las vueltas por etapas, puesto que el cartel es absolutamente brillante en esta edición que dará comienzo el 26 de agosto en Barcelona y que aguarda a ciclistas como sus compañeros Geraint Thomas, Egan Bernal o Filippo Ganna, entre muchos otros. Y ésa será una de las cuestiones clave del verano de Carlos Rodríguez, que deberá definir cuál será su futuro a partir de la próxima temporada. Ya se ha hablado abiertamente de la existencia de un precontrato con el equipo Movistar, lo que también era un secreto a voces.

El renovado y tardío interés de Ineos Grenadiers en renovar a su ciclista pone en un problema una decisión que no se contemplaba por haber dejado el tema aparcado a que una vez alcanzado el mes de agosto se pudiese pasar de un precontrato a un contrato con el equipo español para correr en Movistar durante las próximas cuatro o cinco temporadas. Giuseppe Acquadro ha confirmado que hay acuerdo, un precontrato y que estos están para romperse. La penalización la debería asumir en este caso un Ineos que debería haber movido ficha mucho antes con una de las joyas del ciclismo internacional. Y no es flor de un día precisamente, ya que de hecho por ese motivo le incorporaron.

Ante la necesidad de Ineos de pelear por carreras importantes y ante la negativa a la posibilidad de fichar a gente como Evenepoel o Roglič, los dirigentes del conjunto británico deberán pelear para retener a un potencial favorito a estar en el podio de las grandes vueltas. En Movistar se llevaban frotando las manos bastante tiempo, seguro que con la incredulidad de que Ineos no haya pujado más fuerte por un corredor de estas características.

Es por ello por lo que aún siendo tarde, existen posibilidades de cambiar el curso de los acontecimientos y conservar en sus filas a un ciclista que tendrá que tomar la decisión de mantener la palabra dada o apostar por quienes no terminaron de apostar por él. Y es un hecho que el ciclista andaluz debe tener en cuenta, ya que en Movistar le han estado reservando su hueco desde la retirada de Alejandro Valverde a finales de año 2022. Los españoles han conservado un único líder como Enric Mas con la vista puesta a esta ilusionante adquisición que cambiaría las tornas en cuanto a las expectativas en próximos años.

Por todo ello y por haber ya completado un durísimo Tour de Francia, Rodríguez necesita tiempo para decidir y reflexionar, tomar un rumbo o mantener el presente. Mucho que digerir, mucho que poner encima de la mesa, como la cuestión de correr en un equipo de casa o ser constantemente cuestionado su liderato por no ser británico. Ineos es un campo de figuras de primer nivel. Movistar se encuentra un peldaño por debajo. ¿Cabeza de ratón o cola de león? Si consigue sopesar todos los aspectos y poner su mirada en el medio y largo plazo, seguro que toma la decisión correcta. La primera, parece, será descansar de grandes vueltas durante la Vuelta.

Fotos: ASO / Ballet / López